De acuerdo a la data recogida para el Tercer Estudio de Reciclaje de los Plásticos en Chile, correspondiente al año 2022, la producción de plástico reciclado alcanzó las 106.870 toneladas, con una capacidad instalada total disponible para llegar a las 155 mil toneladas a nivel país. La medición, realizada por ASIPLA, es la última antes del inicio de la implementación de la Ley REP para envases y embalajes, en septiembre de 2023.

El reciclaje de los plásticos ha tenido un crecimiento sostenido en el país en los últimos cinco años. Así lo arrojó el Tercer Estudio de Reciclaje de los Plásticos en Chile, la más reciente radiografía del sector elaborada por la Asociación Gremial de Industriales del Plástico (ASIPLA). De esta nueva edición, que recoge la data de 2022, se extrae que la tasa de reciclaje de plásticos creció en un 15% entre 2020 y 2022 (de 96.716 toneladas/año a 106.870 toneladas/año), mientras que entre 2018 y 2020 el crecimiento fue de un 11%.

Este estudio -que se realiza bianualmente mediante entrevistas a distintos actores de la industria y a empresas recicladoras que operan en Chile- presenta de manera amplia e integral el estatus de la industria del reciclaje de todos los plásticos, tanto aquellos provenientes del sector de envases y embalajes, como otros residuos plásticos que se originan en las industrias y el comercio, por ejemplo, redes de pesca y residuos generados por el sectores agrícola, acuícola y construcción, entre otros.

De igual forma, el reporte hace un ranking de las resinas más recicladas y la región geográfica donde se valorizan, además de presentar una segregación respecto al tipo de aplicaciones o sectores industriales que absorben esa oferta de materia prima secundaria, lo que constituye un insumo relevante en el diseño de iniciativas y políticas públicas, tales como la LEY REP (responsabilidad extendida del productor), la Ley PUSU (plásticos de un solo uso) y otros reglamentos o leyes.

Entre los principales resultados obtenidos en esta entrega destaca que hoy Chile cuenta con una capacidad instalada total para el reciclaje de plásticos de casi 155 mil toneladas, la que además creció en un 19% respecto de 2020, impulsada en gran parte por la normativa vigente, que ha movilizado a las empresas a invertir y aumentar su capacidad de reciclaje. De ella, cerca de un 20% se destina al PET y el otro 80% a las demás resinas como Polietileno (PE), Polipropileno (PP), Poliestireno (PS), PVC y Otros.

Pese al aumento de la capacidad instalada, se observa una pequeña disminución en el número total de empresas recicladoras (de 55 a 52), las que siguen estando muy concentradas en la zona centro del país, con un 78% de la capacidad instalada, seguida de lejos por la zona sur, con un 21%, y la zona norte, con un 4%.

Los plásticos mayormente reciclados en 2022 fueron el Polietileno y el Polipropileno, que suman un 71% de la producción total y crecieron en un 11% en comparación al estudio anterior, seguidos por el PET que concentra un 25%, y aumentó su reciclaje en un 26% con relación a las cifras de 2020. El Poliestireno presenta aún grandes desafíos, principalmente en materia de recuperación y pretratamiento de los residuos, mientras que el PVC es una resina que se utiliza principalmente en aplicaciones de larga duración, y a eso obedecen sus bajas tasas de reciclaje.

Origen de los residuos reciclados

En términos del origen de los residuos reciclados se puede observar que un 83% del total proviene de fuentes industriales y comerciales, con un crecimiento del 10% respecto de la medición del año 2020. En tanto, el 17% restante provino de los hogares a través de recolectores de base, municipalidades, diversos gestores y puntos limpios, con un crecimiento importante del 45% respecto de los datos levantados en la versión pasada, lo que evidencia una mayor conciencia de la ciudadanía en torno al reciclaje.

Asimismo, desagregando el origen de los residuos por tipo de resina, vemos que en los residuos reciclados provenientes de origen comercial e industrial predominaron el Polietileno y Polipropileno en un 82%, mientras que el plástico estrella que se recicla a nivel de los hogares es el PET -comúnmente encontrado en botellas, bandejas y clamshells-, en un 79%.

Ahora bien, ¿a dónde ha ido a parar el plástico reciclado? Si se analiza por sector económico, predominó Envases y Embalajes, con un 39% de la demanda, seguido por Hogar, con un 24%, y Agricultura y Pesca con un 14%.

Magdalena Balcells, gerenta general de ASIPA, comentó que “los resultados obtenidos en este estudio marcan un hito, ya que se trata de la última medición previo a la entrada en vigencia de la Ley REP. Estamos convencidos de que los futuros reportes que hagamos reflejarán el impulso que significa la puesta en marcha de esta normativa y el aumento significativo que habrá de los residuos plásticos valorizables”.

En tanto, Marcos Segal, presidente del Comité de Economía Circular de ASIPLA señaló que “este estudio es el más importante que existe hoy a nivel nacional para mostrar el desarrollo y la tendencia del reciclaje de los plásticos. Estamos muy contentos con los resultados, que muestran un aumento en la tasa de reciclaje de un 15% respecto de 2020, y que nos confirman que vamos por buen camino para cumplir metas ambiciosas de valorización en Chile”.

EXTRAIDO DE: PAIS CIRCULAR